Cuando la injusticia es negocio

Cómo los despachos de abogados, los árbitros y los especuladores financieros alimentan el auge del arbitraje de inversiones

Un selecto club de despachos de abogados internacionales, árbitros y especuladores financieros están alimentando un auge del arbitraje de inversiones que cuesta a los ciudadanos miles de millones de dólares y frena legislación que favorecería al interés público, según muestra un nuevo informe de Corporate Europe Observatory y Transnational Institute. 

Los casos de arbitraje de inversiones son abiertos por inversores extranjeros contra gobiernos, cuando se producen presuntas rupturas de acuerdos internacionales de inversión. Los casos más conocidos incluyen la demanda de la tabacalera Philip Morris a Uruguay y Australia por las advertencias de salud en los paquetes de cigarrillos; o el proceso abierto por la multinacional energética sueca Vattenfall que pedía 3.700 millones a Alemania por la decisión de este país de renunciar gradualmente a la energía nuclear.

"Cuando la injusticia es negocio" desenmascara el secreto pero floreciente negocio legal que se beneficia de estas disputas, a costa de los ciudadanos, el medio ambiente y los derechos humanos. Despachos de abogados y árbitros que están ganando millones con este tipo de procesos contra gobiernos están promoviendo activamente nuevos casos y presionando para evitar reformas que beneficiarían al interés público. 

Se puede descargar el informe completo o por capítulos.